viernes, 6 de junio de 2014

Glosario de Fortificación: Abocinar

ABOCINAR

Glosario de términos de arquitectura defensiva y de fortificación
realizados con piezas de LEGO®

Definición D.R.A.E.

1. tr. Ensanchar un tubo o cañón hacia su boca, a modo de bocina.

Imagen 1: Saetera con abocinamiento interno, ligero derrame inferior y deriva lateral.
Saetera con abocinado interno, con leve derrame inferior y deriva lateral.
Torre Vella de la Muralla Urbana de Morella (Castellón).
[Imagen 1]

Definición Ibercastillos

Ensanchamiento en forma de bocina de la salida o entrada de los vanos defensivos de una fortaleza. Conociéndose como deriva el abocinamiento horizontal y derrame el vertical.

En general la preocupación por la eliminación de los ángulos muertos y la integridad de los defensores de una fortaleza hace que el vano defensivo evolucione con el achaflanado interno de las paredes laterales. Ofreciendo así, al defensor, más protección y la posibilidad de aumentar la visibilidad [imagen 1 y ejemplo 1].


Ejemplo 1: abocinamiento interno de tronera de palo y orbe.
Abocinado interno de una tronera de palo y orbe
a base de achaflanar los laterales -en rojo-: deriva.
(modelado con LEGO­® Digital Designer v4.3.8.1392)
[Ejemplo 1]

Aún así, las zonas de barrido son escasas por lo que en la segunda mitad del siglo XV se comienzan a construir el abocinamiento externo, tanto vertical como horizontal [ejemplo 2] o combinando ambas [ejemplo 3].


Ejemplo 2: Abocinado externo, con derrame inferior y superior.
Abocinado externo de una tronera de buzón, mediante
derrame inferior y superior -en rojo-.
(modelado con LEGO­® Digital Designer v4.3.8.1392)
[Ejemplo 2]
Ejemplo 3: Abocinamiento externo a base de deriva y derrame
Abocinado externo de una tronera de buzón, mediante
derrame inferior y superior -en rojo- y deriva lateral externa -en verde-.
(modelado con LEGO­® Digital Designer v4.3.8.1392)
[Ejemplo 3]
Se seguirá innovando en este tipo de elemento llegando al abocinamiento troncocónico y el escalonado de la deriva [ejemplo 4] buscando eliminar la embocadura del proyectil hacia el interior; aunque, seguramente, se deseche por ser proclive al desportillado en ulteriores construcciones pertenecientes a la fortificación abaluartada. 


Ejemplo 4: Deriva escalonada de una cañonera
Abocinamiento exterior de una cañonera, mediante
deriva lateral escalonada -en naranja-.
(modelado con LEGO­® Digital Designer v4.3.8.1392)
[Ejemplo 4]
El capitán Diego de Salazar en su Tratado de re militari [1], impreso en Alcalá de Henares (1536) y reeditado en Bruselas (1590), a modo de diálogo entre el duque de Nájera, Pedro Manrique de Lara y Sandoval, y el llamado Gran Capitán, Gonzalo Fernández de Córdoba y Enríquez de Aguilar, escribe [2]:


Página original del Tratado de Diego Salazar de 1590
Página 114 del Tratado
de re militari, edición 1590
«… Las ſaeteras, y troneras ſe hazian con poca abertura de fuera, y muy mas anchas de détro, y có otros muchos defećtos, que por no ſer enojoſo dexare de decir, de manera que con las almenas delgadas preſto ſe quitauá las defenſas: las troneras hechas de aquel modo preſto ſe abrían.»


»Agora de los Franceſes auemos deprendido hazer las almenas anchas, y grueſſas, y las troneras anchas de dentro, y van ſe eſtre chando baſta la mitad del migajón del muro, y de allí haſta la corteza del muro ſe torna a yr enſanchando, y anſi no ſe puedé quitar las deſenſas a vnque baya el altilleria, o alomenos quitar ſeyan con mucha fatiga.»
Ejemplo 5: Saetera con abocinamiento exterior e interior, mediante achaflanado de los laterales
Abocinamiento exterior e interior de una saetera -en rojo-.
(modelado con LEGO­® Digital Designer v4.3.8.1392)
[Ejemplo 5]
Siglos después, el abocinamiento en vanos de fusilería vuelve a los orígenes y adopta el interno achaflanando los laterales [imagen 2]. No obstante, la deriva y el derrame externo no dejarán de usarse en las obras de fortificación hasta después de la Guerra Civil Española.

Imagen 2: Fusileras con deriva interior. Torre Vella, Muralla de Morella - Castellón
Fusilera con abocinado interno, mediante deriva lateral.
Torre Vella de la Muralla Urbana de Morella (Castellón).
Modificaciones realizadas en el siglo XIX (Guerras Carlistas)
[Imagen 2]

NOTAS

[1] DE SALAZAR, Diego. Tratado de re militari: tratado de caualleria hecho a manera de dialogo q[ue] passo entre los illustrissimos señores Don Gonçalo Fernandez de Cordoua llamado Gran Capitan Duq[ue] de Sessa y Don Pedro Ma[n]riq[ue] de Lara Duq[ue] de Majara en el cual se co[n]tienen muchos exe[m]plos de gra[n]des principes y señores y excelle[n]tes auisos y figuras de guerra muy prouechoso para caualleros, capitanes y soldados. Bruselas, casa de Roger Velpius, 1590. Biblioteca Virtual de Defensa, página 114.

[2] Traducción libre del autor de esta entrada:

Las saeteras y troneras se hacían con poca abertura hacia afuera y mucho más anchas hacia dentro, y con otros muchos defectos, que por no ser enojoso dejaré de mencionar, de manera que con las almenas delgadas rápidamente las defensas de destruían: las troneras hechas de este modo rápidamente se abrían.

En la actualidad, de los franceses, hemos aprendido a hacer las almenas anchas y gruesas, y las troneras anchas hacia adentro, estrechándose hacia la mitad del muro, y de allí hasta el borde exterior se van ensanchando, y así no se pueden quitar las defensas aunque bata la artillería, o al menos que les cueste.

BIBLIOGRAFÍA

Diccionario de la Real Academia Española de la Lengua.

DE MORA-FIGUEROA, Luis. Glosario de Arquitectura Defensiva Medieval. Cádiz, Servicio de Publicaciones de la Universidad de Cádiz, 1994, ISBN 84-7786-231-1.

LORENZO Celorrio, Ángel. Compendio de Vocablos referidos a los Castillos. Madrid, Ediciones Lancia, 1996, ISBN 84-8177-023-X.

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una

No hay comentarios:

Publicar un comentario